La Neuroplasticidad

dot1

A raíz de una foto de hace unos cinco años, aparecida en la fan page de Gpatax, que muestra a Analía Kloster en su silla de ruedas, y después de conocer su buen estado actual se generó en nuestra comunidad una alta cuota de esperanza.


Ella explicó su recuperación por la “neuroplasticidad” o “plasticidad neuronal” y allí surgió la pregunta que muchos se hacían:  ¿qué es la Plasticidad neuronal?

Para entender esto debemos primero saber que la función de nuestro Sistema Nervioso es la de hacer circular información, llevando órdenes a otros órganos para ejecutar acciones por ej. contracción o relajación de un músculo, o recibiendo las señales del ambiente para adaptarnos mejor a él. Por ej. información de cantidad de luz, de temperatura, de sonido, etc etc.

Desde antes de nacer las neuronas empiezan a organizarse para enviar órdenes, o para recibir esas señales ambientales, es después del nacimiento que esta organización aumenta notablemente.

La organización consiste en conectarse entre sí para que el mensaje llegue bien modulado, en tiempo y forma hasta donde debe llegar.

Las neuronas son células que tienen un cuerpo central del que se desprenden largas y finísimas fibras, cuyo extremo se acerca a otras neuronas.

El mensaje viaja por las fibras como la corriente eléctrica por un cable, se llama impulso nervioso...al llegar al extremo de esa fibra el impulso nervioso provoca la secreción de una determinada sustancia química ( neurohormona) que llena el espacio ( espacio sináptico) existente entre una neurona y la siguiente. Esta nueva célula es estimulada por esa sustancia secretada y genera a su vez otro impulso nervioso de naturaleza eléctrica que avanza con la información hasta llegar al destino correspondiente.

Así se crean miles de conexiones neuronales...haciendo que el sistema nervioso se comporte como una poderosa central telefónica.

De los billones de células que lo forman muchísimas están inactivas, si una neurona muere otra podría reemplazarla, pero esas células necesitan de un estímulo para comenzar a trabajar. Cuando  comenzamos una nueva actividad somos torpes en su ejecución, si insistimos,al cabo de un tiempo estas acciones se realizan mejor. Ej , un bebé que empieza a querer pararse, al principio  pierde fácil el equilibrio y cae, pero luego de unos días se mantiene parado y comienza a caminar con más soltura. Esto sucede porque más neuronas han entrado a conformar la red y el entrenamiento y la repetición de la acción consolidan los caminos de la información construídos.

A esa adaptación de nuevas células (antes inactivas) para conectarse y formar parte del camino de la información se le llama Plasticidad neuronal.

Cuando ejercitamos nuestro cuerpo o nuestra mente estamos estimulando la creación de nuevas conexiones. De eso se trata la neuroplasticidad.

Por eso es importante que, a pesar de las dificultades que plantean las ataxias  ( por las que se produce atrofia y muerte de neuronas) se apueste a la neurorehabilitación física y de la mente.

Recuerden que un camino que no se usa, se cubre de maleza y termina intransitable, creemos nuevos caminos.